miércoles, 19 de noviembre de 2014

[Reseña #47] Orgullo y Prejuicio, de Jane Austen

Los errores ayudan a aprender y a madurar. Eso debió pensar Jane Austen al colmar sus novelas de mujeres que saben superar las diversas dificultades con las que se encuentran al llegar a la plena madurez.
Las hermanas Bennet, hijas de un matrimonio con una perturbadora situación económica a futuro, se enuentran ante la dicotomía de la placentera vida que el romance les promete y el rechazo de una sociedad que las enfrenta, fruto del prejuicio.
Es justament por esa ruptura, por esa denuncia que hace la novela, que Orgullo y Prejuicio resulta una lectura necesaria y por lo que se convirtió en una base importante del romanticismo inglés.

Conseguí este libro en Parque Centenario a sólo $60, por lo que estaba muy contenta. Había comprado un libro que llevaba tiempo queriendo leer por prácticamente nada. Sin embargo, lo dejé de lado por mucho tiempo, por una cosa u otra. Cuando lo quise empezar, lo estaba leyendo mi hermana. Así que no lo empecé hasta hace unos meses, y recién hace un par de días lo terminé. Lo sé, me llevó tiempo.

Desde el principio me llamó muchísimo la atención. Toda la temática, el vocabulario, y además la época, que es una que no estoy acostumbrada a leer. Que nunca leí, de hecho. Además, los capítulos son cortos, no más de cuatro hojas, por lo que los leía muchísimo más rápido. Eso sí, no quería aceptarlo, pero llegó un punto en el que avanzaba tan leeeeeeeento. No me aburrió, lo cual carece de lógica de todas las maneras posibles, pero qué se yo. No avanzaba nada, era lentísimo, y sin embargo, interesante. Buen logro Jane Austen.

A los personajes los AMÉ. Al principio Darcy me cayó horrible, me repugnaba tanto como a Lizzy, pero después empecé a encariñarme y fue puro AAAAAAAW. 
No voy a desdeñar estos placeres, ya que se adaptan al carácter de la generalidad de las mujeres, pero confieso que no me atraen. Prefiero mejor un libro.
Además, fueron evolucionando poco a poco y se notaban bastante esos cambios graduales. Me identifiqué un poquito con cada una de las hermanas, tengo que admitir.

La trama es muy simple, la verdad. Pensé que sería algo más retorcida pero resultó ser de lo más simple, fácil de resolver, y rápido. Por eso pienso que Jane agregó tanta información de trasfondo que, si bien era innecesaria, no sólo servían para ayudar a la trama principal, sino también a simplemente dar más información interesante y entretenida.

El final me gustó, me gustó la forma en que le dio un final adecuado a cada personaje de acuerdo a todo lo que había pasado.
Esa expresión, apasionadamente enamorado, es tan incierta, tan indefinida y tan gastada que, en realidad, no tiene un sentido concreto. Se aplica con la misma facilidad a sentimientos nacidos de un trato de media hora como a un afecto real y consistente.
Sin embargo, no me gustó la manera en que describió los finales. Se tomó muuuuuuuuchas hojas para explicar asuntos inútiles que no ayudaban en nada a la historia principal, pero se tomó cuatro o cinco hojas locas para explicar todo el final. Que eso quede claro, sí me gustó el final en sí, simplemente no me gustó la manera en que explicó su idea del final.

En conclusión, no tengo mucho que criticar ni mucho que halagar, pero sí me gustó bastante y lo recomiendo, pero a personas que sepan o esten preparadas para aguantarse la lentitud. Es un clásico que definitivamente se consiguió el lugar en mi estante.

Puntuación: 4/5 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...